Arnés

El que lleva puesto el arnés, manda.  Un juego de poderes al que están cordialmente invitados, quienes se atrevan a explorar su curiosidad más íntima.