Las hermanas ejemplares

Las hermanas ejemplares
Escrito originalmente por phantom44 en Guiacereza.com

Gerardo estaba por ver su sueño hecho realidad, tener una familia con todas las de la ley, su vida había estado llena de situaciones que no le habían permitido aglutinar a los seres que amaba, se había casado con una mujer excelente que le había regalado dos hijas, Carolina y Camila, su hija mayor, Carolina , había emigrado aInglaterra aprovechando la residencia de un tío en ese país,la menor , Camila ,vivía con su madre en otra ciudad …desde el fallecimiento de su esposa había quedado con su familia desintegrada, pero la vida le había regalado otra oportunidad y hacía unos meses había encontrado una mujer que había llenado todas sus expectativas, sin ser una adolescente era una mujer con ideas muy progresistas, sin ser una profesional tenía una cultura general muy amplia que la hacía una buena interlocutora en cualquier conversación… y en cuanto a su comportamiento sexual era una mujer excelente…en la cama Sandra era una maestra, su especialidad el sexo oral …su boca sabía todos los trucos para atrapar un pene y sacarle el máximo provecho…su boca grande y sus labios carnosos aseguraban una felación de miedo…manejaba su lengua a la perfección para envolver de una manera dulce y excitante el glande de su verga…sus chupones medidos y calculados eran manejados en forma alternada con pequeños apretones en los testículos que tenían doble efecto…cortaba en forma fulminante la intensidad de la erección pero dejaba las ganas de volver a empezar con más fuerza…pero quizás la caricia que más lo mataba era la felación simultánea con la introducción de su dedo mágico en su culito…de verdad que esa metida de dedo por el culo lo enloquecía…ella lo sabía muy bien y cuando quería algo de difícil consecución esperaba ese momento en que lo tenía clavado al máximo y su dedos haciendo cabriolas en su recto para pedir lo que necesitaba…cuando esa caricia le producía su orgasmo y posterior eyaculación Sandra era premiada con una copiosa porción de semen blanco, espeso y de un sabor muy especial…pero así como ella daba sexo oral también lo exigía porque le gustaba en demasía… tanto que lo prefería a una penetración … por eso casi siempre terminaban entrelazados haciendo un 69 …en síntesis todavía estaban explorando nuevas situaciones… pero el sexo oral por ahora llevaba la preferencia de ambas partes.

Pero qué sabía Gerardo de sus hijas ? a qué se dedicaban?tan solo esporádicos mensajes llegaban en las fechas convencionales…día del padre…día del amor y la amistad…pascuas y año nuevo… unas cuantas fotos en donde se destacaban su belleza…pero de su vida personal no sabía absolutamente nada…

Carolina estaba en sus 18 años, esa época en que cualquier mujer es esplendorosa, teníala juventud, la belleza, la lozanía y esa felicidad innata de vivir una de las épocas más lindas del ser humano…pero nada es completo, se había enamorado de un chico machista, posesivo, asfixiante y manipulador…fueron pocos meses de noviazgoque desafortunadamente marcaron para siempre su vida…le dio su virginidad a cambio de su falso amor eterno…después de obtener el mejor regalo que una mujer le puede dar a un hombre la dejó a un lado y para colmo de males fanfarroneaba y presumía de sus nuevas conquistas para mortificar a Carolina…la chica sufrió una atroz decepción, se aisló de sus pocos amigos y entró en una crisis depresiva…sólo una compañera de estudios la acompañó en esos momentos …era la nerd del curso y como siempre ese término va relacionado con la chica fea del curso, la come-libros, la aguafiestas … esta vez tampoco se equivocaron …Shirley no era muy bonita y su apariencia personal estaba lejos de los estereotipos de la belleza…pero era una persona que veía como esa chica extranjera sufría y muy pronto se convirtió en su “paño de lágrimas”…Carolina empezó a contarle sus cuitas, sus esperanzas frustradas, la falta de cariño que percibía a su alrededor…así empezó esa amistad…una noche de celebración obligatoria en el colegio a Carolina se le hizo tarde y pidió permiso a su tío para quedarse donde Shirley…al obtener el permiso Carolina y su amiga prolongaron la celebración , las dos chicas salieron bien entonadas y al llegar a la casa brindaron nuevamente por esa amistad…los tragos de vino las envolvieron en un ambiente supremamente acogedor, Shirley invitó a su amiga a sentarse en un amplio y cómodo sofá, la luz difusa de la sala le daba a ese ambiente un aire de complicidad para cometer locuras…Shirley se quitó la blusa alegando un acaloramiento que tal vez sólo estaba en su mente…ese detalle tan pueril fue el detonador para una serie de acontecimientos apasionados … Shirley al sentir la proximidad de esa boca sintió la necesidad de besar esos labios oferentes…alzó el mentón de Carolina y le dio un corto pero cálido beso…Carolina devolvió el gesto con un apasionado beso…todos esos sentimientos reprimidos empezaron a aflorar…sus manos buscaron los senos de Shirley y ella al oír el clic mágico del abotonador del brasier al zafarse presintió lo mejor y en efecto sus magníficas tetas quedaron en libertad delante de sus ojos..…Carolina se quitó su blusa y se abalanzó sobre su amiga… en un ataque demencial las dos chicas se abrazaban, se estrujaban,restregaban sus tetas buscando el roce de sus pezones erectos, la pasión fue incrementándose …sus faldas fueroncayendo al suelo…luego sus diminutos pantis …quedaron desnudas para gozar de sus caricias lésbicas… esa noche torpemente se entregaron a una relación explosiva…fue su primera experiencia y después esos encuentros fueron más explícitos buscando en cada sesión ampliar las sensaciones del sexo entre mujeres…en esos días llegó el mensaje de su padre que le urgía que regresara a casa.

Bueno y que pasaba con la pequeña Camila, ella también tenía un pequeño problema…la abuela de la niña tenía una empleada doméstica que le estaba enseñando cosas que contravenían las costumbres tradicionales de esa familia…esta mujer era una muchacha del pueblo que era intensamente arrecha…todas las noches en la soledad de la habitación se entregaba al placer de la masturbación…la muchacha no se había dado cuenta que Camila la venía observando por una pequeña ventana , la muchacha con esos comportamientos tan explícitos había despertado su precocidad sexual y como toda joven trataba de imitar esas ejecutorias de las mujeres mayores que ella , sobre todo porque veía en la cara de la muchacha expresiones de extremo placer…así fue que una noche aprovechando que estaba sola empezó a recordar todos los movimientos y ademanes de la muchacha…al salir de la ducha se acostó desnuda en la cama, se miró el pecho pero no vio esas tetas tan grandes de la muchacha , sus senos todavía no tenían el tamaño desmesurado que veía en sus compañeras…luego fue a su sexo…allí encontró su vagina y con sus dedos empezó a descubrir los placeres que encerraba esta erótica zona…miró por todas partes buscando una frondosa vellosidad pero su divino triángulo era revestido por una fina pelusa de color dorado… comprobó sin embargo que esa pequeña ranura de su vagina se expandía al contacto de su dedo…también advirtió que unas gotas de un líquido salían de esa alcancía…metió su dedo y al palpar las paredes internas encontró una mucosa delicada y muy suave…presionó con la yema del dedo esas paredes internas y las terminales nerviosas le devolvieron la delicia de sentir unas caricias deliciosas…sacó su dedo y sin querer al tratar de subir su mano rozó su pequeño clítoris…sintió un corrientazo que la paralizó…tocó nuevamente ese pequeño órgano y encontró que el solo tacto le producía una delicia indescriptible…ahora entendía todo…rozando esas partes se iba aumentando la excitación hasta llegar a un punto de emoción incontrolada que le producía un placer muy intenso…sin saber la pequeña Camila había conocido los placeres de la masturbación… ese pequeño secreto de su voyerismo incipiente lo tenía muy escondido pero una noche la criada la descubrió…Camila creyó que la iba a regañar pero la astuta muchacha la amenazó que si no hacía lo que ella le iba a pedir se lo contaría a la abuelita…Camila no tuvo opción…la muchacha se subió a la cama y empezó a desnudarla…la muchacha temblaba de la emoción…tenía delante de ella una preciosa chiquilla, la iba a cubrir de caricias y le iba a enseñar a que le diera mucho sexo…Camila supo entonces qué era el sexo oral y todas sus delicias adicionales…aprendió a besar el coñito de una hembra y deleitarse con el sabor de los efluvios vaginales…estaba encantada de noche tras noche repasar esas lecciones con esa muchacha insaciable…en esos día llegó el mensaje de su padre…tenía que regresar a casa.

El día del retorno a casa llegó y con él todas las expectativas de Gerardo…primero que todo debíapresentar a Sandra… debería hacer todo lo posiblepara que no hubiera ningún tipo de roces entre su nueva esposa y sus hijas…para celebrar este encuentro disfrutaron de una cena en un conocido restaurante…Gerardo pidió vino para el brindis y las mujeres allí reunidas degustaron ese delicioso licor…las tres mujeres seobservaban atentamente…eran miradas escrutadoras que querían conocer los más íntimos secretos…Carolina y Camila empezaron a charlar por primera vez como hermanas … prácticamente no se conocían, Sandra miraba con atención sus bellas hijastras, de ahora en adelante tenían que convivir las tres y debía llevarse muy bien con ellas…

A la hora de acostarse Sandra se fue a su alcoba matrimonial con Gerardo…las dos hermanas fueron a la alcoba donde deberían dormir solas…Carolina ya estaba excitada al sentirse en un nuevo escenario…echaba de menos a Shirley y esa noche la iba a recordar mucho masturbándose a nombre de ella…pero tenía un pequeño problema …la presencia de su hermana… tenía que esperar a que se durmiera…pero Camila estaba pensando algo muy diferente…su hermana era muy bonita, ni parecida a la muchacha de servicio de la abuela…quería conocerla muy bien y eso implicaba darle y recibir mucho sexo oral…de solo pensarlo se le hacía la boca agua…ahora era cuestión de hacerse la dormida y esperar ese bello momento en que se desnudara para bañarse y luego acostarse…fue un pulso que se dieron las dos sin saberlo…Carolina fue la primera en tomar la iniciativa…se desnudó y se metió en la ducha …su cuerpo escultural podía apreciarse en todo su esplendor…sus senos turgentes sobresalían de su torso plano…un culo bien proporcionado con dos nalgas firmes y atractivas…cuando dio la vuelta dejó ver un Monte de Venus en los que se delineaba perfectamente su triángulo de pasión…Camila observaba con detenimiento la forma lujuriosa en que su hermana se jabonaba …dejaba deslizar la pasta de jabón por sus senos y por su vulva con una expresión lujuriosa…Camila empezó a excitarse ante ese espectáculo que le daba su hermanita…sus manos empezaron a acariciar su vagina que ya estaba húmeda…

Carolina salió de la ducha se amarró la toalla a su cuerpo y se acostó…pero no se acostó a dormir…quería masturbarse pensando en su amiga Shirley…fueron tantos momentos bonitos entre las dos que bien merecían recordarse…debajo de la sábana Carolina empezó a acariciar su sexo …a medida que la excitación iba subiendo en su intensa masturbación el movimiento de la sábana que tapaba a su excitada hermana se incrementaba , Camila se dio cuenta que su hermana se estaba masturbando…ella quería sorprender a su hermana en esa situación para demostrarle que ella ya sabía lo que era la masturbación femenina…y mejor aún quería participar de esa masturbación…Carolina estaba tan ensimismada que no se fijó que su hermanita se había parado de la cama y la contemplaba extasiada…ella paró en seco sus movimientos pero Camila con una rapidez sorprendente le haló la sábana…Carolina quedó completamente desnuda con su mano derecha sobre su sexo…Camila se subió de inmediato a la cama y separando las piernas de Carolina fue gateando en busca del coño de su hermana… Carolina fue a decirle algo pero ya era tarde , la boca de Camila empezaba a acariciar ese coño húmedo , su delgada lengua empezaba a meterse en esa raja inundada de efluvios…Camila empezó a succionar esos deliciosos jugos…eran realmente espectaculares…las clases de sexo de esa empleada estaban dando resultado…su hermana se revolcaba en la cama presa de pequeños temblores…sus manos se aferraban con desespero a las sábanas y mordía una almohada para ahogar esos gritos que querían salir de su garganta…cuando Camila empezó a chupar el clítoris erecto de Carolina la joven pareció enloquecerse…ni la misma Shirley la había hecho gozar de esa manera…Carolina llegó a su orgasmo y en el clímax de su emoción apretó con sus piernas la cabeza de Camila que casi se siente ahogada…tomó aire y se apretó a esa vagina fraternal que la había hecho gozar tanto…Carolina se paró de la cama y colocando a su hermana en el sitio donde ella dormía también le abrió las piernas para gozar de ese coñito …su lengua empezó a penetrar la cerrada vagina y con sus manos apartaba las piernas al máximo mientras sus pulgares iban abriendo los labios vaginales culminando en un toque sutil en su gallito parado…Camila entró en shock sexual…no podía creer que su hermana que hasta hace pocas horasconocía le estaba dando esa satisfacción tan deliciosa…Carolina pensando en Shirley acariciaba intensamente esa vagina pequeña y delicada…no pudo aguantarse y metió su dedo para cubrirse de esos licores virginales…lo empapó muy bien y se lo llevó a la boca…era delicioso…metió de nuevo su dedo lo cubrió de efluvios y se lo metió en la boca a su hermana…luego le dio un beso apasionado para mezclar sus salivas y eso efluvios…era un delicioso pacto de lujuria …era un incesto que nacía esa noche pero que se perpetuaría por mucho tiempo…Carolina arreció sus caricias hasta llevar a su hermanita menor a la cima más alta del placer…allí la chica casi grita … menos mal que Carolina puso su mano en la boca y evitó el grito de su hermanita…después de ese orgasmo entre las dos hermanas el sueño las venció y abrazadas quedaron como dos bebes después de amamantarlas.

Al otro día las hermanas mostraron un comportamiento normal y así pasó la primera semana…casi indiferentes en el día pero por la noche era completamente diferente…el torrente de caricias era impetuoso, sus bocas exploraban con deleite todos sus orificios, entre las dos descubrieron las delicias del sexo anal…sus lenguas exploraron una y otra vez sus cerrados esfínteres …con sus dedos lubricados en sus mismos efluvios empezaron a conocer sus conductos rectales y gozar de emociones inéditas…todo parecía suceder a las mil maravillas…las dos hermanas con su comportamiento normal no despertaban ninguna sospecha…eran sólo dos hermanas.

El sábado por la noche Gerardo y Sandra fueron invitados a un evento social, fue una fiesta con exceso de comida y mucho licor, Gerardo se aisló con sus amigos mientras Sandra quedó en un grupo de mujeres la mayoría de ellas de bastante edad…ella trataba de integrarse a ese difícil grupo …cuando miró al frente se encontró con una mujer muy bonita que la miraba intensamente…Sandra miró a los lados a ver si había otra persona a su lado pero constató que esa extraña y bella mujer deseaba que se fijara en ella, Gerardo seguía tan entretenido con sus amigos y no se dio cuenta de lo que pasaba…la mujer desplegaba todos sus encantos corporales para llamar la atención de Sandra… ese comportamiento empezó a trastornar a Sandra…los recuerdos de su juventud afloraron en este momento tan vívidos que eran casi reales…tenía un pequeño pecado en su pasado…una fugaz relación lésbica con una compañera de trabajo, muy parecidaa esa mujer que ahora tenía enfrente…la bella mujer varió su manera de sentarse dejando ver más de la cuenta sus piernas largas y torneadas…pero cuando Sandra empezó a mirarla intensamente la mujer abrió sus piernas dejando ver su sexo…un mullido tapiz negro formando un triángulo incitante adornaba esa entrepierna…Sandra sintió una excitación extrema…cuanto daría por besar un buen coño y gozar de esos jugos…Sandra se sintió tan húmeda que se sintió incomoda y se dirigió al baño…después de orinar y secarse muy bien salió al lavamanos y cuál sería la sorpresa cuando la bella y extraña dama estaba esperándola…la sala de baños estaba sola, la mujer la haló con delicadeza y la metió a un baño, cogió su cara entre sus manos y empezó a besarla ardientemente…Sandra sorprendida inicialmente la trató de rechazar pero la lengua de esa mujer ya estaba recorriendo el interior de su boca…por reacción o por emoción Sandra devolvió el beso con mayor pasión…la mujer le acarició los senos, luego apretó sus nalgas y con furia le agarró el culo a dos manos… la soltó luego y antes de marcharse deslizó una tarjeta a las manos de Sandra…turbada y excitada regresó a su asiento , en ese momento llegó Gerardo y le pidió que se retiraran… en el recorrido a la casa Sandra recordó su compañera de trabajo, luego a la extraña dama y temió que esos deseos lésbicos de su juventud volvieran ahora que tenía una relación tan bonita con Gerardo…al llegar a la casa fueron directamente al dormitorio, su esposo quería sexo, ella lo sabía y en este momento Sandra también lo necesitaba para espantar esos recuerdo lésbicos que esa noche la habían vuelto a trastornar… pero notó que Gerardo estaba muy ebrio…se desnudaron y se entregaron a las delicias de la cama, pero el alcohol hizo su efecto y Gerardo no pudo complacer en todo a Sandra…la había dejado muy arrecha…sentía que su vagina se quemaba…esa mujer de la fiesta volvía a presentarse una y otra vez en su calenturienta cabeza…ese pasado lésbicohabía vuelto…todo esto generaba un furor uterino que no hallaba como calmar…se levantó para ir a la cocina a tomar una bebida bien fría para mitigar esa calentura…pero al pasar por el cuarto de las niñas oyó unos ruidos raros…se detuvo y al girar el pomo de la puerta encontró que estaba sin seguro, empujó muy suavemente la puerta y entró…lo que vio la dejó consternada… Carolina y Camila disfrutaba de un 69 espectacular…las bocas ansiosas de esa chicas chupaban con intensidad sus vaginas …abrían sus piernas para que sus lenguas penetraran muy adentro y así extraer esas mieles esquivas a simple vista…sus movimientos eran acompañados de jadeos intensos y frases incoherentes…luego emitían aullidos apagados para que no fueran oídos…estaban al borde de un orgasmo compartido…de un momento a otro cambiaron de postura , Camila acostada se abrió de piernas y su hermana se arrodilló buscando ese coño fraternal…se colocó de tal forma que Camila también tenía acceso a su vagina…Sandra que estaba mirando esa escena lujuriosa al ver esa vagina de Carolina a su alcance no pudo contenerse y se abalanzó para chupar ese coño…Carolina se asustó y trató de reaccionar pero Sandra con un dedo en su boca le indicó que se callara…Camila también trató de hablar pero fue silenciada…Sandra las intimidó con una frase lapidaría…a cambio de su silencio ellas tenían que hacer lo que Sandra les indicara…Carolina y Camila se miraron sin decir nada sus miradas lo expresaron todo…estaban en manos de Sandra…ahora sólo tenían que obedecerla…las órdenes no se hicieron esperar…Sandra se quitó su baby doll y se acostó desnuda en la cama de las chicas…abriendo sus piernas en el mayor ángulo posible invitó a Carolina a que degustara su sexo…la chica inicialmente vaciló pero cuando vio esa bella vagina se lanzó atraída por esa vulva que se ofrecía como una deliciosa fruta para degustar…al acercarse pudo aspirar la fragancia de ese coño que ahoracompartía con su padre…su lengua empezó a recorrer esa gruta llena de efluvios afrodisiacos…ese sabor era diferente al de la vagina de su hermana…era más maduro…tenía un sabor más delicioso…saltó directamente al clítoris…allí estaba paradito esperando que la joven lo arropara con su lengua y lo colmara de caricias…Sandra empezó a temblar de la emoción…como pudo Sandra toda excitada llamó a Camila y le pidió que se subiera a horcajadas sobre sus tetas y le colocara esa preciosa cuquita en su boca…Camila hizo caso y Sandra empezó a chupar esa vaginita mientras recibía las caricias intensas de Carolina…las tres mujeres hacían crujir la cama por la intensidad de sus movimientos…Camila acercaba al máximo su sexo para que Sandra explorara con su lengua su virginal cuquita…Carolina desplazaba ahora su lengua por los labios vaginales de Sandra que recibía y daba sexo oral mientras su mente divagaba y los rostros de su compañera de trabajo se confundían con la extraña mujer de la fiesta…los espasmos seguidos que se visualizaban en su vientre plano presagiaban la llegada de un gran orgasmo, Sandra trataba de ahogar sus gritos con la almohada y Camila también se unía a ese orgasmo compartido…el orgasmo llenó comouna explosión de lujuria y placer…un pandemónium de lascivia inundó esa pequeña alcoba.

Tomaron un leve descanso, Carolina quería degustar ahora las bondades y placeres del sexo oralse colocó en cuatro, hizo acostar a Camila exactamente debajo de ella de tal manera que su boca quedara exactamente debajo de su vagina…Sandra empezó a darle lengua por su vagina que estaba levantadita…sus lamidas de lengua bajaban y subían desde el orificio de su culito hasta su vagina que ahora se mostraba en todo su esplendor…dos agujeros que llenar con esa lengua…empezó a alternar la metida de lengua en la vagina y la metida de lengua en ese culito por ahora apretado…que se expandía y apretaba a pequeños intervalos como una invitación a entrar a esa gruta de placer tan poco conocida …Camila chupaba y chupaba esa cuquita de su hermana recogiendo y degustando esos efluvios mientras Sandra empezaba a penetrar con un dedito el apretado culito de Carolina…nuevamente ese trío empezó a acumular una serie de emociones concentradas que tarde o temprano explotarían en otro orgasmo…así fue y de nuevo las sensaciones en las tres mujeres que sentían un calor extremo…palpitaciones al máximo…vaginas contrayéndose y un deseo hasta de orinar fue el epílogo de ese encuentro…Sandra , Carolina y Camila se abrazaron…se besaron y en una acto simbólico formaron esa gran familia unida que era el deseo de Gerardo quien a esta hora dormía sin saber que ese sueño que tanto había esperado era ahora una bella realidad.

Publicación anterior Siguiente Mensaje