INOCENCIA DE CASADA PERDIDA III

INOCENCIA DE CASADA PERDIDA III
Escrito originalmente por yeymycarlos en Guiacereza.com

INOCENCIA DE CASADA PERDIDA III

Después de lo que acababa de vivir con Natalia me impactó que ella me dijera que fuéramos a espiar a nuestros padres para ver si estaban haciendo algo en la casa. La verdad me quede mustia sin saber que responder o decir, aun no me recuperaba de lo que Andrés y Sergio me intentaron hacer mientras mi hermana estaba en el baño, pero Natalia no me dio tiempo, me cogió de la mano y casi me llevo hasta nuestra casa a rastras; Primero pregunto en la recepción si mis papás estaban a lo que la portera le respondió que le pareció que habían salido, pero no recordaba pues había visto a mi papá salir temprano y no regresar, que mi mamá había recibido visita y le parecía que había salido con ella pero no se acordaba, yo estaba temblorosa me daba miedo que nos descubrieran y más con la imprudencia de mi hermana de preguntar si estaban o no. Me sorprendió la habilidad de Natalia porque en un chasquido le dijo a la portera que entonces nos íbamos ya que no había nadie en la casa y cuando la portera se giro para recibir una correspondencia nos metimos agachadas por la puerta de los vehículos; Ingresamos a la casa y efectivamente no estaban, subimos a la habitación nuestra y esperamos allí sin hacer ruido.

Me estaba quedando dormida cuando escuchamos abrirse la puerta de la calle y mi mamá entro con una amiga de la congregación, la hermanita Teresa(por cierto hasta aquí no les he contado que mi mamá se llama Esmeralda y mi papá Antonio), nos quedamos aburridas con Natalia porque si tenían visita nos tocaría esperar a que se fueran para verlos hacer algo, sin embargo escuchábamos la conversación entre ellas, Teresa le contaba a mi mamá que su relación con su esposo Pedro no marchaba muy bien, pues ella sentía que no complacía a su esposo como ella quería, sentía que al momento de estar juntos él lo hacia más por obligación que porque anhelara acostarse con ella, y si a eso le agregaban que ella no quedaba embarazada la cosa entre ellos estaba muy mal; No se si entre ellos había mucha confianza o no porque mi madre le preguntaba muy directa –y si le has preguntado que desea Pedro de ti o que le excita? así podría mejorar al momento de estar juntos-, Teresa se sentía inquieta por las preguntas de mi mamá, -No comadre la verdad nunca hemos hablado de eso, a mi me da pena y Pedro es muy machista, dice que esos no son temas de una mujer-, -Teresa …todos los hombres les gusta morbosear a su pareja o proponerle cosas, a veces románticas otras mas bien sucias-, Teresa no respondió nada por un largo rato dando pie a que mi mamá se le metiera al rancho – A ver Teresa… ¿tu si te le insinúas a Pedro? ¿Lo miras a la cara cuando se la estas mamando? o le pides que te de lengua en tu vagina hasta hacerte venir?-, la amiga de mi mamá exhaló un grito de pánico mientras nosotras escuchábamos atentamente su conversación, que ya había tomado un rol interesante para nosotras, - ¡Nooo¡, ¡…como se le ocurre Doña Esmeralda yo no soy de esas, no he hecho eso que usted me insinúa! y ¡Pedro nunca permitiría que yo haga eso, …pensaría que soy una Puta y me dejaría¡ yo solo he estado con él y seria incapaz de algo semejante-, mi mamá soltó una risa burlándose de su amiga, mi mamá le hizo una mirada como intuyendo que o era una solapada o una ingenua, para luego afilar su artillería, -…Mira Teresa yo disfruto mamársela a Antonio y muchas veces dejo que se venga en mi boca y me trago su corrida con gusto mirándolo a la cara para disfrutar su cara cuando lo estoy haciendo, y él siempre me hace sexo oral a mi también o me mete sus dedos o usamos juguetes hasta que me vengo y lo disfruta mucho más Antonio que yo, siempre estamos morboseandonos y hablándonos con doble sentido, incluso cuando estamos solo en casa me visto con lencería muy erótica o como dices tu de puta para seducirlo y te confieso que hemos hecho un par de locuras, pero eso si, mientras sean con mi esposo eso esta bien; Así que no te de pena, si él te ama como dice no va pensar que eres una puta, por el contrario cuando lo tengas bien excitado dile que si eres una puta pero solo para él y que le aras todo lo que desee por hacerlo feliz-.

Con Natalia no aguantamos las ganas y bajamos las escaleras para verlas hablar en la sala, Teresa estaba estupefacta como en shock por lo que mi mamá le decía, se quedo en silencio escuchando y su rostro estaba colorado, hasta que esta mujer se desato en infidencias con mi mamá, - ¿enserio comadre usted hace todos eso? Voy a ser sincera con usted, espero poder confiar y que esto quede entre las dos, ¡yo pienso que soy una pecadora porque siempre deseo que pedro me haga el amor con fuerza y me penetre por todos ladosdejándome llena de semen la cara!, ¡…pero una vez en la luna de miel intente mamársela y me quito tirándome a la cama  se puso muy agresivo quitándome la ropa y me penetro muy brusco, pero yo lo disfrute muchísimo pero él lo que quería era hacerme daño y cuando terminamos me dijo que yo era una puta cualquiera y él no quería una mujer así, sino la mamá de sus hijos y que eso no se podía repetir¡;…Yo me asuste muchísimo y me sentí muy sucia por haberlo disfrutado y por eso Esmeralda nunca más volví a intentarlo, ahora cuando lo hacemos el me desnuda me penetra hasta que llega y siempre quedo insatisfecha y me espero a que se duerma para tocarme hasta llegar pero me siento mal-, mi mamá la miro de una forma muy diferente haciendo una pausa o escogiendo bien sus palabras, - mira Teresa lo que te digo es verdad, yo no solo hago con mi esposo todo lo que te digo sino muchísimas cosas mas, y las disfruto así como tu disfrutas tocarte y esta bien no eres ninguna pecadora, y por eso te voy a ayudar con Pedro, porque he visto como se le van los ojos mirando jóvenes en la congregación incluso conmigo; Pero no te digo esto para que te ofendas o molestes, por el contrario para que te des cuenta que a el también le gusta el sexo, solo que es muy falso como la mayoría de los hombres que les gustan las mujeres fáciles pero quieren una santa en la casa, cuando podrían tener las dos con su pareja; ¡…vamos a hacer lo siguiente, te voy a prestar una ropa mía para seducirlo esta noche, y como nosotros estamos sin las niñas que se van a quedar por fuera donde una amiga llama a Pedro e invítalo a venir a nuestra casa con el pretexto de tomarnos algo y compartir con amigos de la congregación, y te voy a mostrar que a él también le excita y le gusta el sexo tanto o más que a ti, y te lo dejaremos listo para que cuando llegues a tu casa hagas todo lo que siempre has fantaseado y cambie tu vida sexual con él¡, ¡te prometo que no te vas a arrepentir, ¿aceptas mi invitación?-, Teresa se quedo callada un buen tiempo, pero su cara parecía un poema, después de un rato la vimos tomar su celular y llamar a su marido diciéndole “que lo esperaba en nuestra casa por invitación de la señora Esmeralda y su esposo Antonio, que trajera una botella de vino para compartir”.

Mientras mi mamá invito a Teresa a subir para escoger lo que le prestaría motivo por el cual nos toco correr a escondernos en nuestra habitación con Natalia sin ser descubiertas, cuando llegamos Natalia me dijo que mi mamá se traía algo entre manos, (pero en ese momento jamás me imagine lo que vería), ellas se metieron en la pieza de mis papá por unas dos horas midiéndose y probándose ropa que mi mamá guardaba muy bien en un baúl con llave, solo escuchábamos como se reían y teresa a veces decía que eso no se lo podría poner o aquello era muy vulgar o que si Pedro la veía así se volvería loco; Al final ambas escogieron algo y se pusieron su ropa, bueno mi mamá de una forma muy sensual con un vestido de cremallera al frente color azul hermoso, nunca se lo había visto y unos zapatos de tacón altos que tampoco había visto; Teresa por su parte se puso un vestido de sastre con unas medias caladas de mallas color negras, esa mujer se veía increíble como mi mamá entre elegantes y seductoras, cuando terminaron bajaron a preparar unos bocadillos; En eso llego Pedro el esposo de Teresa y apenas mi mamá le abrió la puerta ese hombre comenzó a temblar, no sabia a donde mirar o que decir, parecía tartamudo inclusive ni se percató al comienzo que su esposa estaba parada detrás de mi mamá, Natalia se reía con la mano en la boca pensé que nos descubrirían pero no fue así afortunadamente, se le noto el morbo mientras veía a mi mamá, pero peor fue cuando al fin observo a su esposa, su cara palideció y eso que ella de las dos era la más recada, cuando él intentó como increparla mi mamá se adelantó, -¿Don Pedro que le parece como Teresita se vistió para usted? Pues cuando ella me aceptó la invitación a que compartiéramos,  yo le insistí en que debíamos vestirnos como si fuéramos a una discoteca de hotel lujosa, mas si es para nuestros esposos así les mostramos cuanto los queremos y deseamos ¿qué opina?-, mi mamá lo miraba esperando mientras el pobre hombre intentaba balbucear un par de frases inteligibles, -Teresa me dijo que a usted no le gusta que ella se vista sensual, pero hoy es una ocasión especial y por eso le preste ropa mía que mi esposo me compra ¿le gusta como nos vemos?-, en ese momento mi mamá se contoneaba enfrente del hombre al que se le escurría las baba y Teresa se incomodaba al ver que su esposo se le salían los ojos por mi mamá y no por ella; En un arrebato de celos Teresa se colocó al lado de su esposo para que la mirara a ella y no a mi mamá haciendo el momento muy chistoso para nosotras, veíamos a dos mujeres tratando de llamar la atención de Pedro que no sabia como manejar la situación y se notaba un bulto entre sus piernas imposible de esconder, al que Teresa miro frunciendo el seño como queriendo ahorcar a su marido.

Afortunadamente en ese momento mi papá abrió la puerta en el mismo momento que Teresa cogía de la mano a su esposo en señal de quererse ir de la casa, -¡que es esta sorpresa tan agradable¡, hermanita Teresa un gusto tenerla en nuestra casa y ¡como se ve de hermosa así vestida¡-, Pedro por primera vez miraba fijamente a su esposa al ver el cumplido de mi papá, y sin perder detalle mi padre se acercó a saludarla de beso en la mejilla cogiéndole la mano para que se diera una vuelta donde Teresa miro a su esposo viendo como un desconocido sí apreciaba lo hermosa que se veía, mi mamá se acerco a mi padre a saludarlo como sino pasara nada entre las mujeres, -¡Mi amado esposo te estaba esperando¡, invite a nuestros amigos a compartir con nosotros ya que las niñas no están en casa, así podremos comer algo y tomarnos algunos cocteles de los que tu sabes preparar, por eso le preste a Teresa un vestido de los que me regalaste para que Pedro apreciara lo hermosa que se veía y tu me vieras sensual como te gusta-, mi papá miro a Teresa y procedió a abrazar fogosamente a mi mamá besándola muy pasionalmente delante de sus amigos quienes no podían dejar de verlos, Pedro le cogió una mano a Teresa quien lo miro indignada por su actitud unos momentos antes, -¿pero estoy seguro que el compadre Pedro debe estar muy emocionado al ver estas mujeres tan hermosas?-, a lo que Pedro se incomodo intentando agachar su mirada de vergüenza mientras mis papás soltaron una risa burlona, -¡pero no se moleste compadre¡ …Yo estaría igual ante semejantes mujeres si llevara su mismo tiempo aquí entre ellas, ¿cierto que Esmeralda y Teresa se ven muy hermosas?-, Pedro miro a su mujer y también a mi mamá – ¡si señor se ven muy hermosas aunque muy coquetas para mi gusto!, mi papá lo miro como incriminándolo con la mirada, - ¡No compadre todo lo contrario se ven muy sensuales y es para nosotros¡, … la mujer debe ser una dama alabada por su marido y la puta que veneramos en la alcoba…, lo que usted no le de a su esposa, otro seguramente se lo dará, ellas tienes el mismo deseo sexual que tenemos nosotros, ¡trátela como una reina porque Teresa es muy hermosa y es muy sensual para descuidarla Pedrito amigo¡-, Ese señor se quedo mirando a mi papá con asombro y mirando a su esposa evidentemente con celos de la forma en que mi padre había hablado de su mujer, -¡Yo por ejemplo le hago el amor a mi mujer cada vez que tenemos oportunidad, y sexo cada que estamos solos para oírla gemir y gritar cuando recorro su cuerpo con mis besos o le doy placer con mi miembro por todos lados¡-era curioso ver las reacciones de ellos, Teresa se mordía el labio mientras Pedro la miraba sonrojado, mientras mi mamá remato el comentario de mi papá, -mira  Pedro …Nosotros somos Testigos de Jehová pero no somos ni santos ni mojigatos, disfrutamos de nuestra sexualidad como esposos que somos ¡y como tu deberías disfrutar con tú mujer¡, mira que una mujer como Teresa no conseguirás y ¿si no le das lo que ella necesita como pretendes que ella sea feliz a tu lado?, yo disfruto con mi marido y me ha regalado 3 hijas maravillosas y a veces dejo que él mire otras mujeres y yo lo disfruto, porque tenemos claro que somos esposos y nos amamos; por eso él no se molesta porque tu me mires, ni yo me molesto porque aprecie lo hermosa que es Teresa, tu deberías disfrutarlo también, me puedes ver sin miedo y Teresa podrá ver que también deseas seducirla y poseerla, como ella a ti desea besarte cada rincón de tu cuerpo; ¿sabes que seria malo pedro? Que Teresa o tu salieran a buscar en otra pareja lo que tienen en casa, mientras ambos estén de acuerdo y se tengan confianza no solo de lo que hagan sino también de lo que sienten y desean uno compartir con el otro su relación funcionará o de lo contrario ambos saldrán a buscar lo que no pudieron darse juntos-, ambos se miraban mientras Teresa reflejaba una lagrima en su mejilla, Pedro por primera vez la abrazo y besó como pidiéndole perdón por no cumplirle como esposo.

El momento me sorprendió nunca escuche hablar a mis padres de esa forma, al punto que Teresa y Pedro estaban en otra actitud más sueltos como receptivos; Ellas pasaron a la cocina a servir lo que habían preparado para la cena, mientras los hombres se quedaron en la sala hablando de lo que acababa de pasar y mi papá hacia unos tragos para todos, -Antonio la verdad no se que pensar o como actuar con lo que me acabas de contar de ustedes, me da susto que Teresa se ofenda o piense que la veo como una mujerzuela-, ¡me das la confianza para contarte que Teresa es un mujer muy pasional y sexual, siempre que estamos gime mucho y me pide cosas que me parecen inapropiadas o me asustan y yo me excito muchísimo pero prefiero hacerme el bravo la recrimino diciéndole que esas son cosas de mujerzuelas y ella se cohíbe y lo hacemos normal, pero a veces quiera que ella me hiciera esas cosas que me insinúa cuando estamos o yo animarme y hacérselas, pero luego me embarga una inseguridad y pienso que si la complazco ellas buscara un amante para hacer esas cosas y no la quiero perder¡,mi papá lo miro con mucha picardía como si le acabara de descubrir un tesoro o se hubiera enterado de algo muy bueno pero no sabia o entendía porque se alegraba tanto de lo que le contó Pedro  -¡Pedro no se preocupe de eso háblelo con ella mas bien¡, lo que ustedes desee hacer con ella dígaselo simplemente o lo que ella te diga que quiere que le hagas no te debe molestar, ¡por el contrario no dudes en darle gusto para eso son pareja¡, si quieres aprovechemos esta velada para que ustedes conozcan sus propios deseos sexuales dejándose guiar por nosotros, ¡te prometo que no te vas a arrepentir¡- - ¡y si todo sale bien, no solo Teresa y tu tendrán una velada deliciosa para recordar, sino podrán disfrutar de nuestra experiencia y seguro que podrás apreciar a mi esposa Esmeralda que vi como la mirabas y no me molesta por el contrario para que le des celos a Teresa te dejare bailar con ella bien pegados¡, créeme que ella es una mujer deliciosa y sabe como hacerte sentir en la gloria, y  puede aprenderle mucho Teresa a favor tuyo si abres tu mente hoy y disfrutas¡, Pedro miro a mi Padre sin entender muy bien a que se refería, mas sin embargo no le pregunto o dijo algo al respecto, solo lo miro fijamente por un tiempo hasta que las mujeres entraron en la sala con los platos de comida.

Se sentaron los cuatro en la sala Teresa y Pedro en un sofá y mis papás al frente en el otro, pero para nosotras ellos quedaban de lado así que podíamos verlos perfectamente y oír lo que hablaban sin que se dieran cuenta de nuestra presencia; Mi mamá cruzaba su pierna dejando a la vista la abertura de su vestido azul muy sensual le llegaba arriba del muslo sin que pedro dejara de mirar y mi papá acariciaba esa pierna como demostrando que eso era suyo pero dejaba que lo vieran, mi padres se levanto y entrego las bebidas a cada uno a ellas un coctel creo y ellos tomaban tequila por lo que puede ver dejando una jarra en la mitad para ellas y la botella de tequila para ellos en la mesa de centro mientras regresaba a su silla no sin antes comenzar las preguntas, - ¿Pedro porque no le cuentas a Teresa que disfrutas cuando se te insinúa?Pedro miro a mi papá como dándole a entender que eso era entre ellos no para que se lo dijera a su esposa poniéndose completamente rojo, -pues… (tartamudeo mirando a teresa que tenia sus ojos y boca abiertos mirando a pedro y esperando su respuesta)pues si me gusta pero me da pena decírtelo lo veo mal- mi madre lo miro frunciendo el seño – ¿pero como te va dar pena decirle a Teresa que disfrutas cuando ella se te insinúa y te dice lo que quiere que le hagas? ¿Que le has dicho Teresa que quieres hacer o que te hagan? ¡porque no nos dices y no te de pena que esa es la idea de hoy que ustedes conozcan y sepan lo que desean hacer juntos¡-mi madre miro a Teresa que también se puso muy roja y no se atrevía a decir nada pero si se mordía los labios mientras frotaba sus manos muy ansiosa, al ver que no decía nada mi madre fue la que empezó a decir cosas que jamás me imagine salieran de la boca de ella, -¿te gustaría que pedro te acariciara todo tu cuerpo mientras te da un rico beso con lengua y pellizca tus pezones? Teresa miró a mi mamá y luego a Pedro asintiendo con su cabeza claramente excitada, -¿te gustaría que te quitara la ropa y besara todo tu cuerpo hasta llegar a tu vagina y te la chupe hasta hacerte venir entre sus labios?Nuevamente asintió con su cabeza Teresa, pero esta vez se escucho un quedo “sí”casi gemido  mientras le miraba la entrepierna a Pedro que parecía que se iba a salir un fierro de sus piernas, por lo que Teresa sin pensarlo apretó la pierna a Pedro a la altura de su cadera, -¿Teresa te gustaría mamarle la verga a Pedro?Teresa se estaba descolocada, se notaba que mi madre había logrado excitarla con solo esas preguntas al punto de que todos la escuchamos decirle a pedro con una voz muy sensual y orgásmica -¡si deseo mamarte la verga y que te vengas en mi boca¡, ¡eso lo deseo mucho amor¡,Pedro se excito muchísimo al escuchar de los labios de Teresa confesarle eso delante de mis padres máxime cuando Teresa comenzó a rozar su miembro por encima del pantalón allí mismo, ha Teresa ya no le importaba donde estaban solo quería que él la hiciera suya ahora, allí mismo dándole rienda suelta a todos esos deseos reprimidos por muchos años sin darle pie a que se arrepintiera.

Pedro estaba descolocado y muy excitado solo atinaba a tomar entre sus manos la mano firme de Teresa sin retirarla mas bien tratando de tapar lo que pasaba, mientras mi mamá seguía dándole leña al fuego, - ¡si Teresa a mi también me gusta todo eso que tu deseas y que mi marido me bese y me chupe mi vagina hasta hacerme venir en sus labios y que luego me bese haciéndome sentir mis propios fluidos en sus labios, porque mi vagina sabe muy rico y le he dio que quiero probar otra vagina para ver si sabe tan rica como la mía¡  Teresa miro a mi madres mordiéndose los labios pero sin dejar de frotar el miembro de su esposo, viendo como mi Mamá ya le había sacado el miembro del pantalón a mi papá y se lo frotaba con ahínco a la mirada incrédula de Pedro y la de Teresa que se relamía los labios, no podía creer lo que veía el miembro de mi papá era muy grande y grueso no había sido impresión mía cuando lo vi la vez pasada, pues esta vez Natalia se acerco a mi oído diciéndome ¡viste como tiene la verga mi papá de rica es mucho más grande que la de Sergio y Andrés, ¡Huy.. que cosa más rica se come mi mamá¡, nunca se me paso por la cabeza ver a mi papá de la forma en que Natalia lo veía, pero debo confesar que en ese momento mi excitación era increíble mi entrepierna debía estar encharcada y Natalia ya comenzaba a frotar su vagina ahí mismo sin importarle que yo estuviera viéndola, esto era algo demasiado excitante para mi, volví a mirar la sala y Teresa intentaba soltarle el pantalón a su esposo mientras él trataba impedírselo diciéndole -¡mejor nos vamos a casa y disfrutamos juntos amor, ya entendí lo que quieres y también deseo que hagamos todo lo que tu me digas mi vida!Pedro hizo el amague de querer pararse cuando mi mamá hizo algo que me dejo helada de pies a cabeza al ver como mientras se paro delante de todos y mirando a los ojos a Pedro se fue bajando el cierre de su vestido hasta dejarlo caer por completo al suelo, -¡y para que quieres irte hasta tu casa viendo a tu mujer lo excitada que esta, cuando podemos todos pasar una velada muy rica y puedes disfrutar de tu mujer y de todo lo que vez¡  en ese momento Teresa se quedo mustia viendo como mi mama se fue acercando a ellos en solo su ropa interior color azul celeste de encaje tanga hilo hasta llegar y arrodillarse delante de Pedro su marido y tomar el cinturón quitárselo soltar el botón del pantalón, bajar el cierre de la cremallera mientras metió su mano y saco el miembro de Pedro que parecía estallar de lo curo que estaba siendo un miembro considerable pero sin comparación con el de mi papá, lo froto unas cuantas veces mientras Teresa y Pedro la miraban sin saber que hacer o que decir para luego mirar a Teresa y decirle -¿esta es la verga que quieres mamar?Teresa asintió con un quejido súper delicioso mientras mi mamá cogió de la cabeza a Teresa haciéndola bajar hasta que el miembro entró en la boca de esa mujer que inmediatamente empezó a devorar como posesa, - ¡tranquila Teresa que tenemos toda la noche para disfrutar de ésta verga y de la de mi esposo si quieres¡Teresa la miro con deseo mientras mi madre le insinuó que quería seguirla viendo mamar esa verga.

Mi madre arrodilla entre las piernas de Pedro asistía la mamada de Teresa a su marido quien tenia una expresión de deseo imborrable pues por un lado sentía los labios y boca de su esposa y por el otro a mi mamá frotándole las huevas y  al parecer le metía su mano hasta la cola, no podíamos ver bien y Natalia casi gemía con solo lo que veíamos y mi padre al otro lado se frotaba su miembro viendo la escena más morbosa de mi vida superando por mucho la de Natalia y sus amigos; En un momento Teresa se levanto para tomar aire y mi Madre volteo a mirar a mi papá como presenciando su aceptación visual de lo que pasaba, para luego mirar a Teresa y decirle, -¿quieres que te enseñe un par de trucos para verlo disfrutar?Teresa la miro súper excitada relamiéndose los labios pero jamás se imagino que a lo que se refería mi mamá fue que mediante ese engaño ella se agacho más y comenzó a lamerle desde las huevas subiendo por el tronco hasta llegar  a la cabeza y comenzar a darle a su esposo una mamada increíble metiéndosela en la boca hasta la base y claramente se veía como mi madre sacaba la lengua y le lamia al tiempo sus huevas, Teresa estaba en shock no sabia que hacer solo miraba como mi mamá se tragaba la verga de su esposo delante de ella una y otra vez para luego levantarle las piernas y lamerle el ano mientras el pobre hombre gemía como poseso también, miro mi mamá a Teresa ¿quieres probar esta riquísimo?Y Teresa como intentando entender lo que estaba pasando por primera vez fue cogida de la mano por mi mamá haciéndola arrodillase y abrigándola a lamerle el culo a su esposo también, Teresa comenzó a lamerle el culo y veía como cada vez que pasaba su lengua Pedro gemía más duro, así que sin pensarlo lamio y metió su lengua allí una y otra vez mientras mi madre comenzó a frotarle el culo a Teresa y subirle el vestido para comprobar lo húmeda que estaba la mujer, que solo le importaba hacer gemir y disfrutar de su esposo como nunca, después regreso al miembro y comenzó a intentar metérselo como lo había hecho mi mamá pero solo llegaba hasta tres cuartos del miembro y comenzaba a toser, - ¡tranquila hazlo con calma y veras como luego te puedes meter la verga que quieras y disfrutarlo¡Teresa siguió hasta que logro metérselo completo y fue allí cuando Pedro gimió como si la vida se le fuera y se vio como Teresa se saco un poco el miembro pero se quedo allí disfrutando de la corrida que le estaba dando su esposo y como le dijo que quería que se viniera, en su boca se trago toda la corrida no vimos que saliera nada de sus labios, ¡déjame verte la boca llena¡le dijo mi mamá a lo que Teresa se levanto abriendo su boca y mostrándole que ya se había pasado casi toda la corrida y presenciamos todos como mi mamá le dio un beso pasional a esa mujer bajo la mirada de todos y la sorpresa de Teresa que no fue capaz de rechazar ese beso que se veía muy sensual.

Mi madre le susurro algo a Teresa haciendo que ella mirara a mi papá viendo como se relamió los labios sin que Pedro se percatara, pues el podre hombre intentaba recuperarse se lo que acababa de vivir por primera vez en su vida, mi mamá comenzó a quitarle la ropa a Teresa primero el bléiser dejando al descubierto un brasier de encaje color negro pero los bordes fucsia y se veía un color de piel blanco muy sensual para luego bajarle la falda y ver una tanga color negra de bordes fucsia como la parte de arriba pero esa mujer se vea muy hermosa quedándose las dos mujeres allí paradas en la mitad con sus medias caladas Teresa se veía muy sensual y erótica casi vulgar pero deliciosa, mirándose las dos mujeres con deseo mi mamá volvió a besarla con pasión pero esta vez era correspondida por Teresa sin reparos y ambas mujeres se acariciaban delante de sus esposos, Pedro comenzaba a recuperarse y su miembro no disminuía de tamaño de lo excitante que era la escena, mi mamá le quito a Teresa su sostén y comenzó a chuparle y lamerle los senos y le pellizcaba el que quedaba libre diciéndole cosas muy morbosas, -¿te gusta como te muerdo los pezones y te los pellizco?  Asentía con la cabeza Teresa mientras cerraba los ojos e intentaba balbucear–¡yo no soy lesbiana Esmeralda¡ _!yo tampoco Teresa, pero hoy quiero probar que tan rico es lamer una vagina como la tuya, ¿me dejas? Teresa con los ojos cerrados se mordió los labios y después de unos instantes eternos para todos asintió una vez mas con su cabeza, mi mamá sentó a Teresa en el sofá donde estaba mi papá  y con mucha delicadeza le quito su tanga viéndose una vagina arreglada pero con bello corto en todo su monte de venus, mi madre mirándola fijamente se fue agachando hasta comenzarle a lamer su vagina ante la mirada de todos y los gemidos de Teresa al punto que Pedro se paró de su silla y se acerco sentándose en el brazo del sofá a ver de primera mano el espectáculo tan delicioso que se veía, Natalia ya se había quitado sus interiores y se masturbaba como posesa delante mío y se mordía los labios mientras mirábamos y de vez en cuando acariciaba mi pierna hasta mi vagina pero a mi aun todo eso a pesar de excitarme me daba miedo como a Teresa solo que ella si se dejaba de mi mamá; Pasaron varios minutos donde mi mamá le dio la comida de coño mas deliciosa que se podían imaginar todos los presentes y Pedro y mi Padre lo disfrutaban frotándose sus miembros ya con descaro delante de ellas al punto que Teresa en un momento de excitación se animo a coger ambas vergas con sus manos y ella misma frotarlas mientras gemía y convulsionaba delicioso hasta emitir un chillido y comenzar de su vagina a expulsar chorros de un liquido blanco o transparente lavando la cara de mi mamá, - ¿quieres probar lo vagina de tu mujer lo rico que sabe?Le dijo mi mamá a Pedro mientras este se agacho y continuo chupando y lamiendo esa vagina y nosotros nos deleitábamos con los gemidos de Teresa que debían escucharse por toda la cuadra.

Mi mamá comenzó a darle a mi papá una mamada increíble como solo ella sabe dar tragándose todo el miembro de mi papá y Teresa no hacia sino mirar gemir y morderse los labios ante ellos y Pedro chupaba su cuca, pasados unos minutos tal vez 10 o mas mi padre acaricio la cabeza de mi mamá y ella procedió a coger de la mano a Pedro haciendo que se parara y le quito la ropa que le quedaba puesta haciendo que se sentara nuevamente en el sofá de al frente, yo esperaba que Teresa se parara y se fuera a estar con su esposo  pero mi sorpresa fue ver nuevamente arrodillarse a mi mamá y comenzar una nueva mamada a Pedro quien se limitó a cogerle la cabeza a ella para que se metiera su miembro en la boca, Teresa miraba desde al frente y después de unos minutos ella misma sin que se dijera algo se arrodillo delante de mi papá y comenzó a intentar mamársela pero a penas le cabía su cabeza y un poco del tallo, lo miraba a los ojos y claramente le susurraba que su verga era muy rica sin que la escucharan al otro lado y mi papá la cogió de la cabeza y se la hacia meter mas profundo haciendo que se ahogara varias veces, pero ella en vez de recriminarlo por el contrario lo disfrutaba cada vez más, desde ahí mi papá le pellizcaba los pezones y a veces le halaba del pelo muy duro pero ella solo gemía, cuando escucharon gemir a mi mamá ambos voltearon su mirada  hacia el otro sofá para ver como mi mamá ya comenzaba a cabalgar a Pedro salvajemente viéndola saltar sobre esa verga que no era la de mi papá, -¿te gusta lo que vez?Le susurró mi papá a Teresa quien solo sabia asentir por lo que mi papá la giro para que quedara mirándolos a ellos y la sentó empezando a meterle su miembro haciendo que Teresa comenzara a gritar de placer agarrándola desde atrás de sus senos y le pellizcaba los pezones una y otra vez mientras Pedro desde el frente veía como su mujer era penetrada por otro hombre delante suyo pero a pesar de los sentimientos encontrados del momento no podía dejar de encular a mi mamá y de ver a mi papá cogerse a su mujer que ya cerraba los ojos y gemía a gritos por toda la casa, mi mamá cogió de la cabeza a Pedro y mirándolo a los ojos le decía – ¿te gusto como te mame la verga?Él con voz ronca le decía -si mucho-, ¿y te gusta como me estas cogiendo?Si mucho es lo mejor que me ha pasado ¿y quieres darme por el culo también? ¿o quieres venirte en mi boca?pedro la miraba muy excitado pero como típico hombre exclamo quiero metértela por el culo- a lo que mi mamá solo le dijo es tuyo por hoy- y procedió a levantarse dándose la vuelta mirando a mi padre y Teresa  mientras Pedro todo ansioso intentaba metérsela por su culo pero por su falta de experiencia y ansiedad debió ser mi mamá quien se acomodo y enculo ella misma centímetro a centímetro ante la mirada de Teresa que ya no sabia cuantos orgasmos mi papa le había dado ese rato; Así estuvieron un buen rato todos hasta que mi papá se acerco al oído de Teresa y le susurro algo que no alcanzamos a escuchar ella volteó su cabeza mirando con deseo a mi papá para luego asentir una vez con la cabeza, mi papá levanto a Teresa y suavemente la recostó en la silla levantándole las piernas y comenzando a lamerla desde su ano hasta la vagina por varios minutos para luego levantarse y apuntar su verga al ano de la mujer que miraba con asombro como mi papá le metía centímetro a centímetro de esa verga por el culo pero en vez de pararlo ella lo incitaba a que se la metiera más.

La mujer gemía como loca mientras su esposo y mi mamá llegaban a su punto limite y Pedro le lleno de semen el culo pero ella no se bajo solo se recostó sobre él y comenzó a besarlo mientras mi papá sacaba su miembro de ese culo estrecho y le daba su verga a mamar a aquella mujer, que en vez de retirar tu cara se lo comenzó a mamar con gusto hasta que mi papá le lleno la boca de semen tragándoselo como toda una puta, no daba crédito a lo que veía Teresa mamaba esa verga como si se le fuera la vida en ello, se recostaron ambos en el sofá mientras la otra pareja hacia lo mismo en el otro sofá, mi papá volteo a mirar a Pedro _ ¿le gusto lo que paso compadre?A lo que Pedro mirándolo fijamente trataba de hacerle ver que se sentía incomodo sobre todo por lo ultimo que hizo su mujer, pero mi padre experto en el tema hizo que las dos mujeres se fueran donde él y entre ambas comenzaron a darle una mamada increíble, pues mi mama le chupaba las huevas y el culo y Teresa ya se metía mas de la mitad de ese miembro  hasta que después de unos minutos Pedro se volvió a venir pero esta vez en la boca de mi mamá mientras Teresa no dejaba de lamerle el culo, las dos mujeres una vez mas se besaron y se sentaron al lado de Pedro sin que éste dijera algo diferente a que -pero de todos modos desvirgaste el culo de mi mujer-y soltaron la risa todos en la sala momento en el que Natalia me cogió de la mano y me subió a nuestra habitación; Al llegar Natalia sin decir nada me quito mi pantalón de piyama  y me tiro sobre la cama comenzando a darme una chupada en mi vagina como vimos a mi mamás hacérselo a Teresa, tuve que taparme la boca o nos descubrirían, estaba tan excitada que solo dure unos minutos y llene la cara de Natalia como lo hizo Teresa a  mi mamá quedando extasiada Natalia quería que le hiciera lo mismo pero estaba tan cansada que sin darme cuenta me quede dormida una vez me vine en su boca sin poderlo controlar.         

Publicación anterior Siguiente Mensaje