Encuentro con la Chica Cereza.

Encuentro con la Chica Cereza.
Escrito originalmente por JAIRO2017 en Guiacereza.com

Esta historia ocurrió el día de hoy 10/10/2019, recién salida del horno… mejor dicho del motel.

A inicios de este año, comencé a hablar por el chat de guía cereza con una dama muy interesante, durante la conversación nos expresamos nuestro mutuo gusto por el sexo y hablamos de nuestras experiencias, de nuestras fantasías y un poco de nuestras vidas.

Durante todo este año estuvimos conversando de manera intermitente, pero de vez en cuando nos vimos por cam e intercambiamos algunas fotos y vídeos, pero nunca pudimos concretar un encuentro real, las veces que tuvimos oportunidad por algún motivo se dañaban los planes.

Pero hoy fue diferente, hoy fue el día, hoy fue el momento… Lo coordinamos desde la semana pasada y finalmente se dio. Nos encontramos hace unas horas en un sitio de la ciudad, tomamos un taxi y nos fuimos para un lugar cómodo donde estábamos solos… Entramos a la habitación, hablamos un poco y nos acostamos en la cama, empezamos a besarnos muy rico y a tocarnos un poco por encima de la ropita, y empezamos a desnudarnos lentamente… Yo comencé a besarle el cuello, un punto a mi favor porque resulto ser un punto de excitación de ella. Le quité la ropita y empecé a besarle sus ricas tetas, las besé mucho y empecé a meter mis dedos en su cosita y de inmediato se puso muy húmeda.

Le quité sus tanguitas y empecé a masturbarla y a lamer su clítoris un poco, ella me quitó mi boxer y comenzamos a hacer un rico 69, yo sentía que iba a venirme entonces me detuve y me concentré en darle mucho placer con mi lengua y mis dedos, le hice con mucha fuerza para hacerla venir 2 veces… Nos detuvimos un rato y le dije que quería que me lo chupara hasta acabar en su boca y empezó a besármelo muy rico, me puse encima de ella y me hizo una rusa con sus ricas tetas y me lo lamía muy rico hasta que le dije que abriera bien su boca, la cual llené con mi leche, ella se sorprendió porque mis chorros de leche son muy grandes, incluso se ahogó un poco.

Descansamos un rato, hablamos un poco y comencé de nuevo a tocarla y a besar sus tetas, le metí muy rico los deditos hasta que se vino por tercera vez, ella me lo besó un poco y luego me puse encima de ella y comencé a penetrarla muy rico, estuvimos así un rato, luego la puse en 4 y le di muy rico a veces suave y a veces duro, mientras le daba unas nalgadas bien ricas, al cabo de un momento cambiamos de posición nuevamente, hasta acabar abrazados… fue una rica experiencia, nos falto fue un poco mas de tiempo porque ambos nos volamos del trabajo para irnos a hacer diabluras…

Ya ambos estamos en el trabajo, relajados y con la felicidad de saber que nos pudimos ver, que pudimos hacer lo que queríamos, fue rico, fue excitante, fue la chica cereza que le faltaba al pastel…

Publicación anterior Siguiente Mensaje