EL MEJOR TINTO DE MI VIDA

EL MEJOR TINTO DE MI VIDA
Escrito originalmente por el-duende- en Guiacereza.com

Amigos, hoy les traigo una historia muy loca y deliciosa que me acaba de pasar apenas anoche sábado 9 de noviembre de 2.019.

Desde hace aproximadamente 3 meses estoy trabajando en un proyecto el cual se debe ejecutar en horas de la tarde-noche por lo cual me han cambiado el horario de trabajo y estoy saliendo del sitio de trabajo tipo 12-1 de la mañana.
Uno de esos días que iba hacia mi casa me detuve en un paradero de venta de tintos que frecuentan principalmente taxistas que queda ubicado por la avenida primero de mayo unas cuadras arriba de la boyaca. Mi intención era obviamente tomar un tinto para matar el frío y así fue; resulta que ese primer día la niña que me vendió el tinto era una jóven venezolana que ví realmente bastante atractiva, lo que más resaltaba de ella era su cabello negro muy brillante, acompañado de un cuerpo con muy buena cola, caderas anchas, cintura pequeña y unos senos si no grandes, se veían bastante bien formados. Todo esto era fácilmente evidente pues su ropa a pesar del frío de las noches bogotanas era poco disimulada, un jean muy ajustado y una camiseta pequeña que dejaba ver toda su cintura y un bonito escote.
Pues este primer día únicamente me vendió el tinto y no hablamos nada más. Desde ese día se me convirtió casi que en rutina diaria parar por el tinto antes de llegar a mi casa y con el paso de los días empecé a hacerle charla un momento a la chica venezolana que se llama karina. Las charlas realmente eran muy normales, comentando del clima, de como iba el día, de la situación económica de venezuela, de colombia, cosas del día a día bastante triviales. Ella al principio creyó que yo trabajaba en uber pero le comenté en que trabajaba un día que le regalé una sombrilla que me habían dado en la empresa.
Pues así pasaban los días, yo iba por mi tinto unas 4 veces por semana y ahí ibamos charlando y entrando en confianza, anoche estábamos allí hablando ella estaba recostada contra mi carro por el lado del conductor cuando de un momento a otro me dice "me voy porque ahí viene un tipo y no quiero que me vea" ella casi que iba a salir corriendo, yo le dije que no había necesidad, que se subiera a mi carro un momento mientras el tipo se iba, que no había lío. Ella aceptó y se subió, a lo cual yo moví el carro un poco del sitio y nos parqueamos más adelante y seguimos charlando.
Acá empieza lo interesante del cuento jejeje... En uno de los momentos de la charla yo de manera afectuosa le dije la palabra "bebé", a lo que ella entre risas me respondió "bebés los que me dejaría hacer yo de ud."... Esto nos causó gracia un rato, pero de una vez y sin tener nada que perder decidí empezar a cambiarle el sentido al resto de la charla e indagar la seriedad de lo que me había dicho.
Le pregunté que por qué me había dicho eso y ella sin ninguna pena me dijo que yo le parecía un tipo atractivo físicamente y que se entretenía bastante en nuestras charlas pues era muy diferente de lo que encontraba en su día a día. Pues yo allí aproveché y también le dije que me parecía muy mamasita y que paraba ahí casi a diario solo por verla y hacerle la charla, que encantado algún día me la robaba para hacerle maldades... Ella en ese momento me miró de arriba a abajo, q yo pensé como "mierda, la embarré"... Pero me dijo, "si quiere yo me dejo robar ahorita"; yo creo que me brillaron los ojos y le dije que de una.
Ella me dijo que la esperara unos minutos, se bajó del carro y fue hasta donde la otra muchacha con la que trabajaba, habló un rato, sacó una chaqueta y ya se devolvió al carro.
Cuando se subió me dijo: "bueno, a dónde vamos?", yo le dije ps si quieres vamos y buscamos un barcito para tomarnos alguito; a lo que ella me respondió, "no me vas a seguir poniendo a aguantar frío".... Los dos nos reímos y le dije vamos entonces donde nos demos calorcito. Arranqué y estando ahí en plena zona motelera busqué el que me pareció mejorcito y entramos, la verdad que yo hace muchos años no moteleaba por esa zona. Así pues que hice la elección casi que al azar y entramos.
Pedimos ron por sugerencia de ella y mientras ella se bañaba yo puse algo de música, ella salió y procedí a entrar yo a bañarme. Cuando salí del baño estaba ella sentada en la cama cubierta por la toalla y había servido dos vasos con ron. Brindamos, y allí empezamos a besarnos (primeros besos que nos dábamos desde que nos conocimos)... Allí los besos prolongados y el roncito empezaron a hacer su efecto y le dije que me hiciera un streaptease, ella se puso de pie y bailando y jugando con la toalla me hizo un bailecito que desde lejos me permitió apreciar y disfrutar de la visual de todo su cuerpo.
Yo estando sentado al borde de la cama también me quité la toalla y empecé a masturbarme mientras el bailecito, ella bailó un poco más y vino hacia mi, arrodillandose y empezando una muy buena mamada, mientras me lo chupaba yo se lo trataba de meter lo más al fondo de su garganta y me entretenía cogiendola fuerte del cabello. Nos subimos los dos a la cama yo acostandome y ella arrodillada de lado seguía chupandomelo, en eso aprovecho yo para empezar a meterle los dedos comprobando que estaba muy mojada, su humedad estaba bastante viscosa, algo supremamente delicioso. Aproveché para oler mis dedos y revisar a lo que sentí un olor demasiado excitante y decidí pedirle se girara un poco más para quedar en 69. Así estuvimos un buen rato donde yo aproveché a pasar mi lengua por su clítoris, el interior de su vagina y su ano, el cual abría y metía mi lengua sintiendo como se estremecía y gemía un poco más alto.
Buscamos el condón, me lo puse y ella me pidió primero hacerse arriba, yo me quedé acostado y ella se hizo encima mío moviendose de todas las formas posible, cabalgando, haciendo cunclillas, se dió la vuelta dándome la espalda hasta que sentí bajar por mis piernas un chorrito más caliente y bn viscoso, señal de un orgasmo suyo.... Dsps de eso se recostó un poco en mi pecho y yo le pedí ponerse en cuatro a lo que accedió inmediatamente poniendo su cara y pecho contra la cama y abriéndose las nalgas con sus manos, viendo esa imágen casi se me vuela la cabeza y empecé a penetrarla duro y profundo hasta que no aguanté más y le pregunté si podía venirme en sus nalgas a lo que accedió y rápidamente me quité el condón y me vine sobre ella, ella terminó acariciandose las nalgas esparciendo mi semen e incluso así con la lubricación de mi semen se metió un dedito en su ano rosadito.
Después de esto nos acostamos a descansar y seguimos tomando el ron que habíamos comprado mientras nos besábamos y hablábamos de cualquier bobada. Después de unos 3, 4 tragos más ella me dijo q le había dado calor y textualmente me dijo q iba a ducharse para quitarse el pegote de semen q le había dejado en el culo, lo que produjo otras risas.
Ella entró al baño y se duchó rápidamente y desde la cama ví como después de ducharse empezó a masturbarse levantando un poco una de sus piernas, yo tomé esa imágen como una invitación y me fuí para el baño. Abrí la regadera para darme un enjuague rápido y me agaché inmediatamente a meter mi lengua en su vagina mientras ella se masturbaba, así estuvimos unos minutos hasta que ella me apretó la cabeza fuertemente contra su vagina y sentí escurrir ese líquido blanquecino y más espeso delicioso. Yo aproveche su orgasmo y la voltié dejándola contra la pared y arrodillado como estaba aprovechaba para abrir su culo lo más posible y acariciar todo su ano con mi lengua, así pasaron otros minutos hasta q le dije q fueramos para la cama. 
Arrechos como estábamos ya ambos la puse en cuatro sobre el borde de la cama y seguí con mi lengua por todo su ano y su vagina mientras ella empezó de nuevo a masturbarse frotándose fuertemente el clítoris... Aproveché yo para ponerme un preservativo y empecé de nuevo a cogerla en cuatro, empecé a darle nalgadas y ella empezó a pedir que le diera más duro y que le halara el cabello, cosa que no dudé por un segundo y empecé a hacer fuertemente... Le pedí que se volteara y empecé a penetrarla en posición de pollo asado a lo cual empecé a ahorcarla un poco y ella con esto gemía y me pedía más fuerte y más duro.
A partir de ese momento y viendo que era de su agrado empezó un sexo un poco más duro, la ahoracaba hasta verla un poco más roja y cuando le soltaba el cuello aprovechaba para cachetearla y para pellizcar sus pezones, ella en todo momento simplemente cerraba sus ojos y pedía más, mostrándome su gusto y aprobación... Seguía yo penetrándola y poniendo mi mano en su cuello fuertemente a lo que ella abría la boca y aprovechaba yo para escupir directamente en su boca y en su cara, ella simplemente saboreaba mi saliba y gemía deliciosamente.
Así estuvimos disfrutando un buen tiempo hasta que le dije que me iba a derramar que donde quería que me viniera, ella en medio de su excitación me dice que donde yo quiera, a lo que aprovecho y la pongo de rodillas y mientras me da las últimas chupadas en las güevas y el culo le paso mi verga por toda la cara y me masturbo para venirme en toda su boca... Ella abrió la boca grande y recibió todo mi semen en su boca, tomándoselo todo y tuvo mi pene en su boca hasta que se puso flácido jejeje. Yo literalmente caí seco sobre la cama y casi que desmayado.
Recuperamos fuerzas tomándonos otros roncitos y nos dormimos un rato, hasta que ella se despertó algo sobresaltada preguntando por la hora porque se tenía que ir... Yo creí que nos ibamos a quedar juntos pero pues ella no podía. Así que nos cambiamos rápido, salimos y yo la deje un poco antes de las 5 de la mañana ahí con su amiga con la que trabaja.
Publicación anterior Siguiente Mensaje