Contemplar y morbosear

Contemplar y morbosear
Escrito originalmente por ContempladorDmujeres en Guiacereza.com

Quizas pensarás que te he morboseado. Mi cara de pendejo al verte, mi boca que se humedese, el ascelere de mi respiración, en ocasiones el descontrol de mis movimientos te confunden.

La verdad morbosear es una palabra simple que me recuerda el hombre primitivo que soy.

Claro que me gusta morbosearte, decirte palabras fuertes y vulgares si es lo que quieres, hacer gestos que muestran la excitación tan grande que me provocas.

Me gusta también ser morboso, pero me gusta más contemplarte, mirarte y tocarte en silencio, sin afán y en presente.

Han pasado semanas desde que te conozco, realmente ya algunos meses, y aunque han sido pocas las veces que en realidad nos hemos visto, lo que más me gusta es quedarme mirando tu cuerpo, mirando tu piel.

Luego de hacer el amor, me pierdo en tu cuerpo, en tus curvas, en tus movimientos.

Me gusta observarte, me excita mucho, y aunque parezca un simple observador, estoy extasiado.

No veo la hora de volver a verte

Publicación anterior Siguiente Mensaje